facebook twitter youtube intagram
  • Alcobendas

Registro de ADN canino en Alcobendas para multar a dueños que no recogen las heces

dos perros en parque 
● Ignacio García de Vinuesa, alcalde de Alcobendas: "Es un sistema que ya se ha puesto en marcha en otros municipios como San Agustín del Guadalix y que además permitirá frenar el abandono y el maltrato de los perros"
● "Esta medida forma parte de un plan de limpieza en la ciudad que incluye una mayor frecuencia de fregado de contenedores e islas ecológicas, la limpieza de manchas en el Distrito Centro, la instalación de más papeleras con cenicero incorporado o las pruebas de nuevos productos quita-chicles, entre otras medidas"

El alcalde de Alcobendas, Ignacio García de Vinuesa, ha presentado el nuevo Plan de choque de limpieza viaria en la ciudad con un mensaje directo a los ciudadanos: "No es más limpio quien más limpia, sino quien menos ensucia". Con estas palabras ha querido recordar que, por mucho dinero que se dedique al servicio de limpieza viaria, actitudes como tirar al suelo un papel, un chicle o una colilla, dejar basura fuera de los contenedores aunque éstos no estén llenos, o depositar las basuras fuera del horario recomendado (después de las 21 horas) hacen que "el pueblo esté sucio"


La no recogida de los excrementos de los perros por parte de sus dueños es otro ejemplo de cómo contribuir a que la ciudad no esté limpia. Frente a esta situación, y además de iniciar el registro de ADN canino, como existe en otros municipios, el ayuntamiento va a repartir 2.000 botellas plegables donde los dueños podrán mezclar agua y vinagre, y verter el líquido resultante para eliminar el olor de los orines canino.
García de Vinuesa ha añadido que aunque el servicio de limpieza viaria y recogida de basuras, que a partir de 2018 realizará Acciona tras un litigio de 3 años con Cespa, es el que tiene una mayor cuantía en el presupuesto municipal, esto no es argumento para contribuir "con actitudes egoístas a que la calle esté sucia"

Otras medidas
Por otro lado, el plan de medidas extraordinarias que el consistorio va a llevar a cabo incluye una mayor frecuencia de limpieza de los contenedores, aplicación de productos protectores de suciedad en baldosas porosas (más proclives a que la suciedad se quede incrustada), instalación de 200 papeleras (cien de ellas con ceniceros), un refuerzo de la instalación de papeleras en colegios, refuerzo de la plantilla de limpieza y mantenimiento de zonas verdes, un presupuesto adicional para eliminar malas hierbas, la prueba de nuevos productos quita-chicles, o acciones dirigidas a la hostelería y comercio para que depositen sus residuos en los contenedores.
También el ayuntamiento va a revisar la Ordenanza de Limpieza para adecuarla a la normativa europea, basada en el comportamiento responsable de los ciudadanos, que es, recuerdan, "el primer eslabón para garantizar la limpieza y el reciclado de residuos".

Actualidad Alcobendas

hersamotor