facebook twitter youtube intagram

Colmenar Viejo pone en marcha el Banco de Alimentos Municipal ‘BAMOS’

Para agilizar los trámites de las ayudas de emergencia social de Servicios Sociales, se han incorporado dos trabajadores sociales al servicio y, desde el viernes, el equipo completo trabaja presencialmente

El Ayuntamiento de Colmenar Viejo crea el Banco de Alimentos Municipal para las Organizaciones Sociales, denominado BAMOS, ante la emergencia sanitaria provocada por el COVID-19 para centralizar la recepción y coordinar la distribución de alimentos a las entidades que prestan esta tan importante ayuda social en el municipio: Cáritas de la Basílica, Cáritas de Santa Teresa, Comedor Social San José y Cruz Roja.

“Valoramos mucho el trabajo que realizan estas organizaciones en su ayuda a quien más lo necesita, cubriendo lo más importante, la alimentación de las personas en coordinación con Servicios Sociales. Este fin de semana, en una conversación con uno de los colectivos que ayuda a la alimentación de los vecinos más desfavorecidos vimos que surgía la necesidad de vertebrar su solidaridad, y la de tantos voluntarios y vecinos que hay dispuestos a colaborar aportando su granito de arena y dar un paso más. Nuestro objetivo con la creación del BAMOS es coordinar todos los alimentos que se reciben, así como los que sean necesarios aportar desde el ayuntamiento, y la posterior distribución hacia las entidades que gestionan la entrega a los vecinos en situaciones más vulnerables. Creemos que un espacio de estas características puede mejorar un servicio tan necesario como el abastecimiento básico de comida, haciendo más ágil la obtención de alimentos al centralizar el cauce de entrada, y cubriendo mejor su la demanda que va teniendo cada entidad social. Ayudamos a los que ayudan”, explica el alcalde, Jorge García Díaz.

-Publicidad-

BANNERS GIF SINGULARITY MIRADOR DE LA PEDRIZA 580x390

En la mañana de hoy, tanto en la reunión que el alcalde se ha mantenido con los portavoces de los grupos municipales, así como la que ha convocado para analizar la situación con representantes de todas estas entidades sociales, ha explicado cómo se va a poner en marcha este servicio centralizado que estará gestionado por Servicios Sociales y contará con la ayuda de voluntarios, que coordinará la recogida y suministro de alimentos, recibirá las donaciones y servirá de apoyo ante la situación que está comenzando a producirse.

La idea es centralizar en un único almacén, y con todas las garantías, todo el flujo de alimentos procedentes de la solidaridad de las familias, empresas o asociaciones, y que irán destinados a abastecer a las entidades sociales que desinteresadamente prestan estos servicios urgentes, como el comedor social o el abastecimiento de productos básicos de alimentación a quienes lo necesitan de inmediato, a la vez que desde Servicios Sociales se están tramitando y se conceden las ayudas. Al disponer del BAMOS, también se podrá desarrollar una red de voluntariado, tanto para la aportación de alimentos, como para la gestión del mismo, todo encaminado a poder atender mejor a la demanda de estas organizaciones que trabajan en la entrega a quien lo necesita. De esta forma, a modo de engranaje, este espacio centralizado se pone a disposición de los vecinos que deseen colaborar, y, a la vez, será capaz de vertebrar la solidaridad para llegar a su fin.

Para la puesta en funcionamiento lo antes posible del BAMOS, ya se está acondicionando una nave que el ayuntamiento tiene en la calle Real y que tiene muy buenas características para funcionar a modo de almacén. Ya se están llevando a cabo las tareas de limpieza en profundidad del espacio y valorando el equipamiento que será necesario incorporar para realizar todas las gestiones que albergará: recepción, almacenamiento y distribución de alimentos.

El Ayuntamiento está en contacto directo con todas las entidades que presan servicios de ayuda a todos los colectivos que pueden verse más afectados por esta situación, y tras la preocupación mostrada por una de estas entidades que apoyan a tantas familias en la alimentación, la mañana del sábado el consistorio adquirió y entregó nueve palés de alimentos no perecederos al Comedor Social de San José, Cáritas de la Basílica y Cáritas de Santa Teresa, proporcionando un total de 5.580 productos: 4.380 unidades de alimentos para niños y adultos, y 1.200 litros de leche.

En lo relativo a la agilización de la tramitación sobre ayudas de Emergencia Social, dada la situación en la que se empiezan a encontrar las familias, Servicios Sociales ya cuenta en su plantilla con dos trabajadores sociales más y, el Ayuntamiento, ha destinado más administrativos y reforzado la atención telefónica desde este servicio, que desde el viernes trabaja presencialmente en las dependencias de Servicios Sociales sitas en el Edificio “La Estación”, cumpliendo con las medidas de protección y seguridad.

Actualidad

Mayo 26, 2020

Alcobendas ha remodelado el camino Escobares

en Alcobendas