Madrid Norte 24horas

Switch to desktop

marketing digitalapps para android

“Quiero ganar la San Silvestre vallecana para dedicársela a la gente de Braojos”, Pedro García, corredor

La "Gacela blanca de Braojos", apodo por el que es conocido el atleta de 20 años Pedro García, de la citada localidad serrana, ha contado en Onda Cero Madrid Norte sus próximos retos y cómo se inició en este deporte

pedro garcia gacela blanca braojos 1 
 

Pedro García, atleta de Braojos de la Sierra: "Comencé en el atletismo en 2012, porque quería hacer deporte, y en la sierra norte conocí a mucha gente que corre y se me fue metiendo el gusanillo en el cuerpo"
"Correr en Braojos y en su entorno es increíble, por su entorno y porque hay mucha afición deportiva y siempre encuentras a alguien con quien correr. Además, siempre les digo a los compañeros de entrenamiento que me den caña"
"Mi principal reto es participar en el Campeonato de España de Cross, que tiene lugar en marzo, y las pruebas clasificatorias para el campeonato europeo que comienzan ya en noviembre. Y por supuesto, la San Silvestre Vallecana que quiero ganar para dedicársela a mis vecinos"
Pedro García, que actualmente está entrenando en el centro de alto rendimiento Joaquín Blume para atletas de alta competición y pertenece a la sección de atletismo del Fútbol Club de Barcelona, es natural de Braojos de la Sierra, y está entre los diez primeros puestos de su categoría "sub-23" (las promesas del atletismo) en nuestro país en cross (carrera campo a través)
Es su especialización deportiva aunque también ha participado en otras carreras, como la San Silvestre vallecana, donde ha quedado en quinto puesto y que es su espina clavada. Señala que le encantaría subir al pódium en la próxima edición "para poder dedicárselo a toda la gente que me ha apoyado en este tiempo de Braojos de la Sierra"

Corriendo como guía de un atleta invidente
El joven atleta, que ahora tiene 20 años, acaba de llegar del Campeonato del Mundo Paralímpico de Londres donde acompañó a Manuel Garnica, un ciego que participó en 1.500 y 5.000 metros.
No consiguieron subirse al pódium pero García reconoce que ha sido "toda una experiencia a varios niveles"
"En primer lugar, es una responsabilidad guiar a un atleta ciego en una carrera, algo nuevo para mí, con una técnica determinada", dice el joven atleta, para explicar que el corredor vidente tiene que ser "los ojos" de su compañero invidente para que no tropiece con otros corredores y sus ayudantes, y además con una estrategia ya que entre ambos deben decidir quién corre por dentro y quién por fuera, y la longitud de la cuerda que une a ambos.
A otros niveles, la experiencia ha sido igualmente satisfactoria puesto que al conocer numerosos atletas con discapacidades físicas o sensoriales, y compartir ese tiempo, se ha dado cuenta que "hay gente con más barreras físicas que sin embargo, lucha para ser los mejores y para estar ahí en una competición"

Madrid Norte 24 Horas | Un desarrollo de Extramedia Comunicaciones.

Top Desktop version